Tel: 949 25 35 39
graduar gafas de sol

Con la llegada de las buenas temperaturas y el aumento de las horas de luz, pasamos más tiempo disfrutando del aire libre y, por ende, exponiendo nuestros ojos al sol. Esto puede provocar graves riesgos a nuestra salud visual, ya que nos enfrentamos a peligros como la radiación ultravioleta (UV), la luz visible y la luz infrarroja (IR). Proteger nuestros ojos es una tarea fundamental si no queremos padecer algún tipo de daño ocular. Desde Federópticos Caren te contamos cómo hacerlo con estos consejos para cuidar tu salud visual en verano.

 

5 consejos para el cuidado de tu salud visual

 

  • Elige unas gafas de sol homologadas

Es muy importante utilizar gafas de sol homologadas que estén sometidas a exigencias de calidad. Éstas serán nuestro principal aliado ante la radiación ultravioleta, por lo que es importante comprarlas de buena calidad y en establecimientos especializados como Federópticos Caren.

  • Utiliza el filtro adecuado en tus gafas

Las gafas de sol no solo sirven para proteger la vista de los rayos UV, también atenúan la luminosidad del sol y disminuyen el deslumbramiento, sin interferir en la realidad.

Según el tipo de filtro de las lentes, éstas se clasifican en diferentes niveles de absorción de los rayos solares:

  • Filtro 0: absorción del 0 – 20%
  • Filtro 1: absorción del 20 – 57%
  • Filtro 2: absorción del 57 – 82%
  • Filtro 3: absorción del 82 – 92%
  • Filtro 4: absorción del 92 – 97%

Además, existen las lentes polarizadas, diseñadas para reducir el deslumbramiento por superficies como el agua o la carretera y que proporcionan una mayor nitidez y una protección total a los rayos del sol.

  • Mantén tus ojos limpios e hidratados

El calor, el cloro, la arena, los aparatos de aire acondicionado o, incluso, las cremas solares, pueden resecar nuestros ojos provocando irritaciones y picores que en algunas ocasiones derivan en problemas oculares. Para evitarlos, utiliza lágrimas artificiales que ayudarán a hidratar la zona, además de limpiar y disminuir las bacterias.

  • Protege tus lentes de contacto

Si utilizas lentes de contacto es importante aportar una protección extra con unas buenas gafas de sol. Además, no es recomendable utilizarlas cuando nos sumergimos en la piscina o en el mar, ya que pueden quedar atrapados hongos y bacterias que viven en este tipo de zonas, provocando infecciones. En este caso la mejor opción es protegerlas con gafas de buceo o de piscina.

  • Aumenta la protección si eres fotosensible

Aquellas personas que son fotosensibles, es decir, tienen menos pigmentación en la piel, también sufren una menor pigmentación en su retina lo que las convierte en personas con mayor vulnerabilidad frente al sol. Por lo tanto, el cuidado de su salud visual debe de ser mayor. También aquellas que están operadas de cataratas o tengan los ojos claros.

Es importante recordar que los niños son más sensibles a la radiación solar y que los bebés no pueden exponerse directamente al sol antes de los 8 meses.

 

Daños que puede causar el sol en los ojos

 

La radiación solar es la causa principal del envejecimiento de nuestro organismo y puede llegar a afectar a nuestra salud visual con problemas como la queratitis, la degeneración macular y de las capas elásticas de la conjuntiva (pinguécula), así como favorecer la aparición de pterigium en la córnea o cataratas, y en casos más graves, padecer cáncer en la piel de los párpados. Por eso, es necesario proteger los ojos tanto del sol como de otros factores como el cloro o el aire acondicionado.

 

Sigue todos nuestros consejos esta primavera/ verano y disfruta del buen clima y el aire libre sin riesgos.

 

 

 

¡No te olvides de acudir a nuestro centro Federópticos Caren a por tus gafas de sol! Además, con nuestra nueva promoción podrás graduarlas por tan solo 20 euros* más hasta el 31 de mayo (*consulta condiciones en nuestro establecimiento).

 

gafas de sol

Post relacionados